El magazín del Sur de León Lunes, 16 de julio de 2018 Última actualización: Lunes, 19 de marzo de 2018 08:46
Secciones
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Martes, 26 de junio de 2018
Escapadas - La Rioja

El Museo Vivanco de la Cultura del Vino inaugura la exposición del XI Premio Internacional de Grabado y Vino Pedro Vivanco

Guardar en Mis Noticias.

A lo largo del verano, la Sala de Exposiciones Temporales del Museo Vivanco de la Cultura del Vino albergará esta muestra, eco de una edición marcada por la calidad de los grabados, tanto que obligó a que el jurado tuviera que realizar un total de 17 votaciones hasta llegar al fallo final. El estío invita a esta cita con el arte, gracias a un premio consolidado a nivel nacional e internacional, y que un año más refuerza la sintonía entre la Fundación Vivanco y la Escuela Superior de Diseño de La Rioja (ESDIR) para auspiciar el arte y apoyar la relación entre el vino y la técnica del grabado.

[Img #40443]

El Museo Vivanco de la Cultura del Vino en Briones (La Rioja) ha inaugurado la Exposición de la undécima edición del Premio Internacional de Grabado y Vino Pedro Vivanco, que este año ha destacado por su calidad y por la versátil interpretación del universo del vino. Eduardo Díez Morrás, director de Enoturismo y del Museo Vivanco de la Cultura del Vino; y Mónica Yoldi López, directora de la Escuela Superior de Diseño de La Rioja (ESDIR), entregaron el sábado 23 de junio los premios de esta edición a los galardonados: Carles Moll Taltavull, autor menorquín de la xilografía y linografía La Naturaleza del Vino y ganador del Primer Premio, dotado con 3.000 euros; Javier Abad Alonso, Segundo Premio, cuya cuantía asciende a 1.500 euros, por la estampa A wine drinker’s guide to the galaxy; y la italiana Federica Bau, Mención de Honor por Sutil hoja, y segundo galardón que recibe en este Premio Internacional de Grabado y Vino Pedro Vivanco, tras alzarse en 2017 con el máximo reconocimiento.

 

En la entrega de premios quedó inaugurada la exposición que, hasta el 9 de septiembre de 2018, podrá recorrerse de manera gratuita en la Sala de Exposiciones Temporales del Museo Vivanco de la Cultura del Vino. Una muestra compuesta por 27 visiones únicas del mundo del vino, por 27 miradas personales y sensitivas que reflejan la percepción vinícola de cada autor. Las obras actualmente expuestas han sido seleccionadas entre las 72 obras presentadas a concurso. Una undécima edición marcada por la calidad, tal y como señaló el jurado durante la difícil tarea de elegir las obras ganadoras y aquellas estampas que hoy conforman la exposición recién abierta al público. Mónica Yoldi López, Directora de la Escuela Superior de Diseño de La Rioja (ESDIR); Silvia Lindner García, Directora del Museo Würth de La Rioja; Rosa Arregi Otaduy, artista y fotógrafa; Eduardo Ochoa Valencia, Técnico del Museo Vivanco de la Cultura del Vino; Ignacio Gil-Díez Usandizaga, Director del Área de Patrimonio del Instituto de Estudios Riojanos; Julio Hontana Moreno, Artista y comisario de exposiciones; Pedro Torres Gonzalo,  Galerista experto en arte contemporáneo; y Mª Jesús Escuín Guinea, Técnico de Museos, Coordinadora del Premio Internacional de Grabado y Vino Pedro Vivanco y Secretaria (sin voto), contaron el pasado 4 de mayo con el asesoramiento de Alejandro Loche Rosal, Profesor de grabado de la Escuela Superior de Diseño de La Rioja y Miguel Ropero Pérez de Albéniz, Profesor de fotografía de la ESDIR, y evaluaron detalladamente, a lo largo de 17 votaciones, las obras participantes de las exposición del XI Premio Internacional de Grabado y Vino Pedro Vivanco que hoy se inaugura.

 

De Sur a Norte, el retrato del vino

En blanco y negro, o entre tonos cálidos que rememoran la tierra; el fruto circular que se degrada en tres tonalidades que emulan el sol, la pulpa de la uva y el jugo morado del fruto; vidrieras góticas que ensamblan el vino de los egipcios junto a un sacapuntas o un volcán en erupción; el vino figurativo que incluso se enmarca en un jeroglífico con un guiño a la influencia de la astronomía; la danza animal de cisnes rosados al son de las uvas; la vida subterránea que se nos desvela y que nuestros ojos no intuyen al ver el viñedo; la rotundidad de la madera de una cepa que sostiene el paso inexorable del tiempo; veleros de papel sobre el líquido de unas copas a medias; el arraigo a la tierra o el poder del cosmos… son algunos de los temas reflejados en las 27 obras expuestas, cuyos autores proceden de toda la geografía española y de países como Polonia (2) e Italia (1). Concretamente, los  grabados seleccionados llevan la rúbrica de artistas de Granada (1), Vizcaya (4), Asturias (3), Alicante (1), Galicia (1), Baleares (2), Gerona (1), Madrid (5), León (1), La Rioja (1), Álava (1), Palencia (1), Las Palmas de Gran Canaria (1) y Barcelona (1). Un año más, el Premio Internacional de Grabado y Vino Pedro Vivanco nos sigue sorprendiendo, aderezando el verano con el arte del grabado y su inagotable visión del vino. Durante los meses de julio, agosto y septiembre, el Museo Vivanco de la Cultura del Vino nos invita a descubrir, entre viñas, que el verano es una época perfecta para este arte con alma de vino.

 

Sobre las obras ganadoras

El ganador de esta edición, Carles Moll (Mahón, Menorca, 1969), ha encontrado en el grabado, la pintura y la escultura su medio de expresión. Licenciado en Bellas Artes por la Universidad de Barcelona tras haber estudiado en la Escuela de Artes y Oficios de Mahón, ha proseguido su formación con diversos cursos de escultura, forja y técnicas de grabado. Actualmente es docente de grabado, escultura y talla en el Centro Municipal d’Art de Ciutadella. Siempre vinculado a la docencia, ha sido también profesor en la misma Escuela de Artes y Oficios donde se formó y en otras instituciones de la isla. Así mismo, fue el diseñador y editor de la guía de ocio S’Esbarjo durante cinco años.

Su obra se ha expuesto de manera individual en Menorca, pero también en Barcelona, Madrid, Barcelona y Palma de Mallorca. Su amplia participación en muestras colectivas ha llevado sus trabajos a Londres, Art in mind en la Bricklane Gallery, o a Cuba, a la 7ª Bienal de La Habana. El pasado año participó en el presente premio con su linografía Desde el paraíso, que fue seleccionada para la exposición de la décima edición del entonces Premio Internacional de Grabado y Vino Fundación Vivanco.

El Segundo Premio de este año, Javier Abad (Madrid, 1977), cursó sus estudios de gráfica y grabado en la Escuela de Arte número diez de Madrid. Posteriormente, en 2004, tuvo una estancia formativa en la Calcografía Nacional. Su labor profesional relacionada con el grabado se ha desarrollado en el estudio Arte Fuera de Serie y, más recientemente, en el taller y galería Arco Tijera, del que es cofundador. Además de exposiciones individuales, destaca su participación en las exposiciones colectivas asociadas a la selección de su obra en diferentes certámenes. Así puede verse en la V Bienal Internacional de Grabado Aguafuerte de Valladolid, la 45 edición del Premio Carmen Arozena, el VIII Premio Atlante o el IX Premio Internacional de Grabado y Vino Fundación Vivanco, donde expuso su obra Quercus suber II.

Su obra ha recibido diferentes reconocimientos, entre los que cabe destacar el Premio de Grabado del Día Internacional de la Mujer en Madrid, el Premio José Luis Morales y Marín y el Premio Galería El Catalejo, ambos en los Premios Nacionales del Museo del Grabado Español, así como el Premio Aurelio Blanco de la Consejería de Educación de Madrid. Así mismo, dos segundos premios en el Premio de Grabado José Caballero y en el Premio de Grabado de San Lorenzo del Escorial. En este último certamen también obtuvo mención de honor, así como en el de Grabado de Pinto. En 2017, recibió el Premio Arches & Charbonnel en la IV Edición del Open Portfolio en la Feria Internacional de Grabado (FIG Bilbao). En este último año ha obtenido una beca para una residencia artística en EDITION/ Basel en Suiza.

Federica Bau (Sesto San Giovanni, Italia, 1990), Mención de Honor, es una artista italiana asentada estos últimos años en España para ampliar su formación artística y su desarrollo profesional en el campo del grabado. En 2014 concluye los estudios de ilustración en la Escuela Massana de Barcelona, donde su trabajo de fin de estudios, el álbum Kara, Negra culpa, recibe el Premio Junceda para Futuros Creadores. Simultáneamente se introduce en el mundo del grabado. Ha sido becada en el IV Seminario de Impresión Experimental Xavier Nogès y por el CIEC de Betanzos donde ha realizado el Máster de Obra Gráfica en su Fundación. En su palmarés más reciente, 2017, está el XII Premio Internacional de Arte Gráfico Jesús Núñez y el X Premio Internacional de Grabado y Vino Fundación Vivanco. El grabado le ha abierto nuevos campos a la investigación. Si el pasado año su obra {viñedo} destacaba por el uso de la línea pura, el blanco y negro, en esta ocasión, la estampa está dominada por el color.

Tanja Blanco (Oviedo, 1987) es licenciada en Bellas Artes por Salamanca. La artista, también Mención de Honor, ha cursado el Máster de Educación Artística y Pedagogía en la Universidad Complutense de Madrid y el Ciclo Superior de Grabado y Estampación en la Escuela de Arte y Restauración de León. Así mismo, ha hecho cursos de especialización en litografía, en el CIEC, y de fotoxilografía. Entre 2015 a 2017, gracias a una beca Erasmus, realiza prácticas en la Escuela Internacional de Gráfica de Venecia, donde permanece después como asistente de taller y profesor de grabado y técnicas de estampación.

Destaca su participación en las exposiciones colectivas en León, Asturias, Barcelona, Madrid, Galicia y Portugal. En muchos casos, se ha seleccionado su obra en diferentes certámenes de gráfica: Premio de Grabado José Caballero de Las Rozas; Certamen de Arte Gráfic do Alfara en Oviedo; Premio de Grabado de San Lorenzo de Escorial; Premio Carmen Arozena o el certamen de Jóvenes Artistas de la Casa de la Moneda. También ha sido seleccionada en el Proyecto de Estampación CMYK de Ora Labora Printing Studio y ha sido becada por el CIEC. Este año ha sido seleccionada en el Certamen Europeo de Artes Plásticas de la Universidad de Sevilla y en el Premio de Arte Asturias Joven de Oviedo.

Tomás Pariente (Barcelona, 1969), tercera Mención de Honor, es licenciado en Bellas Artes por la Universidad de Barcelona y ha encontrado en el grabado su lenguaje expresivo, con la xilografía como arte destacado. En sus obras predomina un lenguaje figurativo con referencias a la ilustración del expresionismo alemán o el neo-pop próximo al cómic. También juega con el valor escultórico de la propia matriz, que se independiza de la estampa.

Sus grabados han sido premiados en el Certamen de Grabado Iberoamericano de Almonte, en el Concurso de Grabado Andbanc de Andorra o en el Premio de Grabado Ciutat de Lleida. También ha sido seleccionado en distintas ediciones del Premio Carmen Arozena, del Premio de Grabado de San Lorenzo de El Escorial, de la Bienal de Grabado Josep de Ribera o en los Tallers Oberts del Fomento de las Artes y el Diseño.

Su obra se ha visto en exposiciones individuales en Sevilla, Madrid o, este mismo año, en Tarragona, con Políticos. Entre sus muestras colectivas conviene señalar la exposición Gráfica Material, comisariada por el autor, donde rastrea la huella de la gráfica clásica en la contemporánea.

 

¿Qué es Vivanco?

Vivanco es su origen familiar. En 2004, la Familia Vivanco decidió hacer realidad en Briones, La Rioja, el sueño de toda una vida de entusiasmo y dedicación: compartir con el mundo su pasión por la Cultura del Vino. Con un origen humilde desde el viñedo, el vino ha sido el eje vital de la familia durante cuatro generaciones y 100 años de trabajo y compromiso. Con un espíritu pionero y una ilusión sin límites, era el momento de compartir esta vocación devolviéndole al vino todo lo que el vino les había dado.

Vivanco es mucho más que vino. Una BODEGA donde se entiende el vino desde una visión exigente, dinámica y actual. Un proyecto enológico contemporáneo con unos vinos diferentes y singulares, procedentes de los viñedos de la familia. La expresión auténtica de una tierra repleta de curiosidades.

Vivanco es mucho más que Cultura. Una FUNDACIÓN donde el pasado y el presente se hacen uno. Un apasionante viaje a través del conocimiento y la historia, con un Museo único donde se descubre la esencia del vino desde la experiencia, sensibilidad e innovación.

Vivanco es mucho más que Experiencias. Vivanco quiere transportar al amante del vino a un nuevo universo de sensaciones donde el mismo vino toma todo el protagonismo. Una nueva forma de ENOTURISMO con más de 9.000 m² de emociones y actividades alrededor de la cultura, el arte, la gastronomía, el sabor y la diversión. El punto de encuentro entre conocimiento y disfrute del vino.

Hoy Vivanco entiende el vino como una forma de vida desde una perspectiva innovadora y llena de energía ofreciendo una experiencia única y exclusiva en torno a la Cultura del Vino. Bodega, Fundación y Experiencias son el fiel reflejo del compromiso de la Familia Vivanco para “devolverle al vino lo que el vino les ha dado”.

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Leonsur Digital
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress