El magazín del Sur de León Lunes, 22 de enero de 2018 Última actualización: 07:31
Secciones
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Redacción
Sábado, 9 de diciembre de 2017
Museo Etnográfico Provincial - Mansilla de las Mulas

La escudilla como símbolo de acogida en el Camino

Guardar en Mis Noticias.

[Img #34552]El Museo Etnográfico Provincial de León, ubicado en Mansilla de las Mulas, acoge esta tarde el programa la Pieza del Mes que en esta ocasión girará en torno a 'la escudilla'.  La charla titulada 'La escudilla: acogida tradicional en el Camino de Santiago', será ofrecida por el historiador José Manuel Rodríguez Montañés. El acto comenzará a las 17:30 horas.

 

La de esta tarde no será la única actividad programada en el Museo para estos días. Mañana mismo habrá un concierto de canto y pian a cargo de Blanca Gómez y Héctor Guerrero en el marco del XXIX MEmorial Ángel Barja, será a las 18:00 horas. Además, el próximo fin de semana se desarrollará un taller didáctico 'Flores para el Ramo' para el que es necesario previa inscripción en el propio Museo.

 

Hospitalidad en el Camino de Santiago

 
La escudilla, como tal, procedente de Santa Colomba de Somoza, es una pieza de madera del ajuar doméstico, realizada entre los años finales del siglo XIX o primeros del XX. Responde al tipo universal de cuenco de uso personal, concebido para facilitar la ingesta de sopas y potajes, que encontramos con apenas variantes desde los tiempos prehistóricos hasta los actuales. La gran mayoría, al menos de entre los conservados, fueron realizados en cerámica. Éste de madera tiene la ventaja de su peso escaso y alta resistencia, apto pues para incorporarse al forzosamente ligero equipaje de los viajeros.
 
 
Escudillas de este tipo serían de uso corriente en los hospitales de peregrinos que jalonaron la ruta jacobea desde los años finales del siglo XI, cuando el alejamiento de la frontera con al-Andalus situó a Compostela como meta predilecta de la peregrinación cristiana, por delante incluso de Roma y Jerusalén. Al considerable aumento del número de peregrinos, que debían superar dificultades orográficas y las penalidades del Camino, respondió la generalización de la hospitalidad en los territorios atravesados por la ruta. La atención caritativa al peregrino, asegurada mayoritariamente por los monasterios en los inicios de la peregrinación a Santiago, se extendió a multitud de otras instituciones religiosas o civiles, como los hospitales parroquiales y aquellos sostenidos por nobles, concejos y cofradías.
 
 
Desde los tiempos medievales, estas instituciones de acogida caritativa convivieron con las alberguerías, hostales y mesones. Su pervivencia hasta nuestros días constituye un valor espiritual y cultural excepcional, clave tanto para que la peregrinación a Santiago siga viva mil años después, como para que el Camino goce del más alto grado de protección patrimonial. La hospitalidad, la acogida tradicional, constituye un valor inherente y diferencial del fenómeno jacobeo, y como tal debe ser protegida.
 
 
El discurso se finalizará con una breve reseña a los hospitales históricamente más importantes del Camino Francés, y su traducción actual en los albergues de acogida tradicional, esto es, aquellos que hacen de la hospitalidad, del desinteresado servicio al peregrino, su razón de existir.
Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
Leonsur Digital
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress